Estudios » Blog

EL REY

Hace algunos años, cuando el hambre y la sed de Dios y de su Palabra, nos llevaban de un lado al otro escuchando a hombres y mujeres ungidos enviados desde distintas latitudes a estas tierras sudamericanas, acertó a pasar por mi ciudad de Rosario un desconocido profeta que una noche, y sin introducción alguna y sin mayor estilo de oratoria, simplemente dijo que iba a presentarnos al Rey del Reino en el cual queríamos vivir. Grabé y guardé ese casi desordenado tropel de palabras y hoy, cuando todo el mundo cree tener conocimiento y derecho para hablar y hasta opinar del Reino, mi Padre me dio la orden de reiterarlo tal como ese hombre lo dijera en esa lejana noche argentina. El Rey…

¿Cuántos conocen al Rey? Hay algunos que lo conocen porque sanaba, otros por la historia, otros por los milagros. Hay mucha gente que conoce a Cristo en todas las dimensiones pero no lo conocen en toda su persona. El Espíritu Santo es el único que puede manifestar a Cristo y darnos una visión de Él. Él es eterno, no tiene principio ni fin, así que cuando uno mira a Él, mira un principio porque Él es eterno. Apocalipsis 1:8: Yo soy el Alfa y la Omega, principio y fin, dice el Señor, el que es y que era y que ha de venir, el Todopoderoso. Y el verso 17 dice: No temas, Yo Soy el primero y el último. Soy aquel que vive y estaba muerto. Soy aquel que vive por los siglos de los siglos y tengo las llaves de la muerte y del Hades. ¿Quién es este Jesús? El eterno de eternidad, de edades en edades, el omnipresente. Alfa. El dice: “Tengo vida, vida no es un boleto para ir al cielo, es una personalidad, todopoderoso, soy fe. Soy, fui y siempre seré. No tengo fin. El que no tiene límites, pero también pequeñito para vivir dentro de ti”.

Él no vive en el tiempo, el tiempo vive dentro de Él. Eternidad está dentro de Él. Él no vive en el universo. El universo está dentro de él. Yo soy aquel que existe por sí mismo. La Biblia dice que aquel que es atraído por el Señor, se convierte en un Espíritu con Él. ¿Cuántos de ustedes tienen a Cristo? Nadie puede tener a Cristo. No es algo que tú puedes poseer. Somos uno con Él. El dice: ¡Recibidme! ¡Yo me ofrezco a mí mismo! Él no da vida, Él no da sanidad, Él no da prosperidad. Él ES vida, Él ES sanidad, Él ES prosperidad. Yo Soy significa nadie me dio nada, ni me quitó nada. “Soy” Y sí, ¡Es! Nunca termina. Lo que es creado tiene un fin. Jesús dice que” en mi tienes vida eterna”. Por tanto los que la reciben tienen el derecho de convertirse en hijos de Dios. Jesús es absolutamente soberano, todopoderoso, Él es la iglesia eterna. La palabra dice que Él sostiene todo el mundo por el poder y por la palabra. Te pregunto; si es así, ¿Quién verdaderamente te está sosteniendo? Él no toma órdenes de nadie, no fue creado por nadie, Él es vida!

No hay nada dentro de Él que pueda estar fuera de Él. Él es el Dios del eterno Hoy. Puede ver a la humanidad desde el fin al principio, pues todas las cosas son sabidas ante Él. ¿Quién es este Cristo? Él es el Dios del eterno Ahora. Jesús es el esposo de la novia. ¡Él es el amigo de quien no tiene amigo! él es el doctor, el psiquiatra para el que está confundido. Él es prosperidad para el pobre. Él es el eterno lucero para aquel que camina en tinieblas. Es el que da el Espíritu Santo. Él es aquel del cual el profeta Isaías habló. Es el consejero, el todopoderoso, príncipe de paz. El León de la tribu de Judá. Es el que era, es el que fue y viene otra vez. Es el sanador que sana todas las enfermedades. Es gobierno y es Rey. Conforme a lo que leemos en el primer capítulo de 1 Juan, participamos de gracia en gracia, gloria en gloria. ¿Por cuánto tiempo? Para eternidad.

Dice Apocalipsis 3:14: He aquí el amén. Él es el amén. ¿Cuántas veces dices amén cuando oras? amén significa Cierto es, es la finalidad de toda afirmación finalizada. Cuando tú oras inmediatamente está hecho, eternamente hecho, terminó. Todas sus promesas son sí y son amén. Sí y amén “Dos veces”. Tienes que estar de acuerdo con Él y decir “Hecho, hecho”. La bondad de Dios está establecida. ¿Conoces este Dios? Él es sabio. Es el todo en todo. No es religión, es todo en todo. ¿Qué significa “todo”? Colosenses 1:15 explica qué es todo. El es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación. No fue creado. Adán fue creado. Él era un espíritu viviente. A través de Él y para Él. Tú fuiste creado para su gloria. Él es antes de todas las cosas. Él es el Nº 1 para todas las cosas, para todo el mundo. Tiene preeminencia antes que todas las cosas.

Es aquel al cual el infierno no pudo destruir. Es aquel al cual el diablo no pudo inducir al pecado. Es aquel al cual las tumbas no pudieron sujetar. Aquel que resucitó de las muertes. Él es el victorioso. Es aquel que Dios ha exaltado sobre todo principado y le dio un nombre sobre todo nombre. Aquel que tornó las aguas en vino. En Apocalipsis 1:13 se empieza a ver “Su majestad”. Que tiene un vestido que le llega hasta los pies. Él es el Rey, ceñido al pecho con un cinto de oro. Él es el sacerdote, tiene su pelo blanco como la nieve. Él es el juez del mundo, sus ojos son como llama de fuego. Es omnipotente, Él ve todo, Él sabe todo, es Todopoderoso, Omnipotente significa igualdad de poder. Verso 15: y sus pies semejantes al bronce bruñido, refulgente como en un horno; y su voz como estruendo de muchas aguas. Verso 17: Cuando le vi, caí como muerto a sus pies. Y él puso su diestra sobre mí, diciéndome: No temas; yo soy el primero y el último; Él es discernimiento. Él es el Dios de la iglesia. Es la imagen del Padre y de Su Gloria.

Juan 1:1 dice que en el principio era el Alfa. En Jesús el anciano de días está la palabra, de eternidad en eternidad. En eternidad estaba la palabra. Él es preexistente a la palabra, es la palabra personificada, la palabra creada, la palabra viva. es la luz que da la palabra viva, Él da la luz a todo hombre, es la palabra encarnada. Él es el pensar, la revelación sin fin, infinidad de sabiduría. Todo comienza con Jesús. Salvación es solo una puerta. En Él habita toda la plenitud y por Él se reconcilian consigo todas las cosas. en Él están escondidos todos los tesoros y sabiduría del conocimiento.

Dios bendiga tu entendimiento. Si esto produjo en tu interior lo mismo que todavía produce en el mío, es síntoma claro que has recibido un mensaje celestial que solamente tú sabrás como ordenar y utilizar para que glorifique al Padre hasta el fin de todos los tiempos y sea útil para toda esa jurisdicción sobre la que tiene dominio y autoridad el Rey que acabas de conocer.

Comentarios o consultas a tiempodevictoria@yahoo.com.ar

enero 23, 2021 Néstor Martínez