Palabra del Día

01/10/2016
Mateo 5: 11-12 = Bienaventurados sois cuando por mi causa os vituperen y os persigan, y digan toda clase de mal contra vosotros, mintiendo. Gozaos y alegraos, porque vuestro galardón es grande en los cielos; porque así persiguieron a los profetas que fueron antes de vosotros.
Claro, tú lees esto y de inmediato, con tu amada mente carnal, te encuentras pensando: ?¡Pero es que yo no quiero que me persigan ni que me vituperen, quiero que me aplaudan y me reconozcan como un gran ministro, como un gran predicador, como un tremendo pastor, como un afamado apóstol o como un exitoso evangelista!? ¿Ah, sí eh? Si te has encontrado pensando así y, en lugar de desestimar esos pensamientos les has dado ingreso en tu criterio diario, déjame decirte que te has equivocado de evangelio. Es más, hasta me atrevería a cometer una especie de irreverencia y decirte que también te has equivocado de Dios. Porque hasta donde yo sé de él, por lo que he leído, nada más, él nos dice que el más grande en el Reino de los Cielos es el que sirve, no el que se sienta a la mesa y es servido. Tú, hermano ministro, pastor, líder, ¿En qué sector de la mesa has elegido estar?
01 October, 2016 Néstor Martínez
«Octubre 2016»
L M X J V S D
12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31